Ambiente

Malestar en el pueblo donde inician la exploración petrolera

Vecinos de la localidad uruguaya de Tambores reclamaron información por los trabajos que realiza la multinacional Schuepbach Energy. ONG se congregaron en el Concejo Deliberante. Preocupan los riesgos para el Acuífero Guaraní.
La protesta al lado del pozo
Foto: La protesta al lado del pozo
Organizaciones de la sociedad civil Paysandú Nuestro, Gensa y Uruguay Libre de Megaminería participaron en la reunión del concejo municipal de Tambores, que sesionó en el local Juan Gastelú, a instancias del alcalde Ricardo Soárez de Lima, donde brindaron su versión basada en las acciones que lleva adelante la empresa Schuepbach Energy de exploración y búsqueda de hidrocarburos en la zona.

Ante decenas de productores, concejales y pobladores, explicaron los trabajos que llevan adelante, tras las autorizaciones ambientales otorgadas por el Ministerio de Medio Ambiente en el cerro Padilla I, entre otros lugares.

"Vimos una gran falta de información porque tienen dos versiones: la de la empresa a través de una charla informativa y de las organizaciones sociales, pero falta la versión oficial del Estado como juez y parte en este tema. Los pobladores reclamaban tanto la presencia de las autoridades nacionales como departamentales, ante su preocupación por la contaminación del agua en esta etapa", dijo el referente de Gensa, Ignacio Sarli.

Los representantes de las organizaciones sociales "les aclaramos que no aplican fracking en esta etapa de exploración, pero existen riesgos. Tanto los productores como los habitantes de la localidad toman agua subterránea, provenientes de fuentes que vienen del acuífero Guaraní", añadió.

Posteriormente, "decidieron realizar una protesta pacífica junto al obrador de la empresa con el apoyo de los presentes. Incluso se acercaron los técnicos norteamericanos, a quienes les hicimos preguntas y algunas contestaron, pero con otras no lo hicieron. Por ejemplo, cuando los consultamos sobre el riesgo de contaminación que corren las aguas subterráneas, nos respondieron que hablemos con los geólogos", dijo Sarli.

En cuanto a las perforaciones, "la empresa confirmó ante la Dirección Nacional de Medio Ambiente (Dinama) que serán entre 812 y 815 metros de profundidad, pero durante la reunión el técnico habló de unos mil metros".
Falta una audiencia pública
Las organizaciones confirmaron ante los vecinos que "gestionamos una audiencia pública y le pedimos al intendente Guillermo Caraballo que, como autoridad máxima del departamento, le exigiera una audiencia pública a la Dinama. Evidentemente queremos creer que el intendente realizó la gestión y la Dinama la negó porque esa audiencia pública no se realizó", recalcó Sarli.

El viernes Ancap lanzó un comunicado donde aclara que la exploración de los pozos en busca de hidrocarburos en la cuenca norte del Uruguay no se efectuará mediante fracking, basado en el Informe Ambiental Resumen, presentado por Schuepbach Energy Uruguay ante la Dinama.

Consultado Sarli sobre la confirmación del ente petrolero, aclaró que "en esta etapa no se aplica la técnica. El tema pasa por lo que encuentren y si es petróleo no convencional --más allá de lo que digan--, la exploración les servirá para confirmar si es uno u otro". "¿Qué pasa si encuentran petróleo no convencional y la empresa decide su explotación? Porque a través del contrato --que es a 30 años-- se habilita esa técnica. Los actores políticos actuales lo dicen de buena fe, pero en los próximos 30 años no estarán y tendremos otras condiciones económicas y otros precios del petróleo", cuestionó el activista.

Sarli reconoció que "ahora no se hace fracking, porque se trata de una metodología de explotación que es una faceta que no realiza la empresa en estos momentos". Sin embargo, "la tercera etapa será la explotación porque nadie hace todo esto para no explotar finalmente. Además, la empresa viene cumpliendo con sus objetivos en tiempo y forma, con todos los permisos conseguidos y --según los técnicos-- en esa zona lo único que pueden encontrar es petróleo de esquisto, que se saca por fracking. Es probable que sea mucho o poco, o que directamente no valga la pena, pero si la empresa decide pasar a la próxima etapa, ¿quién los frena? Porque el contrato lo habilita y la Dinama dice que no puede aplicar la técnica ahora, pero nada dice sobre su instrumentación en un futuro".

El activista concluyó, además, que "claramente se ve en el obrador la gran diferencia entre las perforaciones que se hacen para buscar agua termal y los pozos para estudios petroleros", en respuesta a las declaraciones efectuadas por el titular de la Dinama, Alejandro Nario, quien estableció similitudes entre ambas tareas.
Fuente: El Telégrafo

En esta nota

Fracking Tambores Uruguay Ambiente Acuífero Guaraní

¡Comentá esta nota!

Para escribir un comentario, antes deberás seleccionar una identidad.

[X]

* 600 caracteres disponibles

Comentarios

El comentario no será publicado ya que no encuadra dentro de las normas de participación de publicación preestablecidas.