Columnistas Ver todas las columnas

"La lactancia no es una moda"

FOTO: ALBANA FRANCOU
Foto: FOTO: ALBANA FRANCOU
Paula Soldini es estudiante de Puericultura y coordina –tanto en Colón como en San José- grupos gratuitos de apoyo a la lactancia materna. "Hay falta de profesionales que sepan de lactancia. Algunos pediatras todavía sostienen que la lactancia es una moda, pero la moda es la mamadera, la lactancia es la de toda la vida. El auge de la mamadera y las leches de fórmula comenzó con la posguerra en los años '50", dijo ayer, entrevistada por diario El Entre Ríos.

Explica que "la puericultura tiene muchos años pero ahora está más en auge, porque además hay más formación. Ayuda a ir preparándose durante el embarazo para la lactancia, tanto en la información como en la parte emocional, práctica y técnica, detectando si hay algún problema y evacuando dudas. También colabora con la mamá en los cuidados del niño pequeño, la introducción a la alimentación complementaria, y el sueño, entre otros temas. Se encara con mucho respeto los procesos biológicos y fisiológicos, además de la crianza.

Además de los enormes beneficios para la salud, Paula hace hincapié en el vínculo emocional que se crea entre madre e hijo gracias a la lactancia. "Ayuda a combatir la tristeza posparto y evitar el maltrato infantil gracias a este vínculo especial que no se genera de otra manera. Además, a la madre la ayuda a prevenir el cáncer de ovario y de mama, y tanto ella como a su bebé tienen menos probabilidades de tener diabetes. Para los chicos hay mejor desarrollo maxilofacial y de la dentadura, mejora el futuro desarrollo del lenguaje, y los predispone a tener un mayor coeficiente intelectual gracias a los ácidos grasos Omega 3". Cada uno de estos beneficios se potencian cuanto más se prolonga la lactancia.

También es importante resaltar que gracias a que la leche materna viene en su envase natural, son bajas las probabilidades de contaminación. "La leche materna es imposible de igualar con un laboratorio", asegura la futura puericultora.

Sobre las principales dificultades que pueden presentarse para comenzar a amamantar, indica que "suelen darse en las maternidades u hospitales, porque no siempre se cumple esto de poner al bebé en contacto con la mamá apenas nace, sobre todo después de una cesárea. A veces le dan una mamadera antes, y ese primer contacto se estira mucho. Como la lactancia es un proceso hormonal y relacionado a las emociones, puede costar, y las instituciones a veces lo dificultan".

Respecto a las posibles contraindicaciones para amamantar, Paula Soldini explica que "hay muy pocos casos. En nuestro país y en muchos otros está prohibido y desaconsejado en casos de madres con HIV, también cuando hay tratamientos radiactivos y algunas enfermedades virósicas como la hepatitis C".

Finalmente, comenta que en los grupos que coordina "se genera una red de apoyo, donde cada uno cuenta su experiencia. En San José comenzamos hace tres meses y en Colón el mes pasado. Son abiertos a venir con la abuela o la tía, y hay un lugar con colchonetas y juguetes para niños pequeños".

¿Qué son los grupos de apoyo a la lactancia materna (GALM)?

Son grupos de mujeres que están amamantando o lo han hecho, que se reúnen periódicamente para compartir experiencias, apoyo e información adecuada sobre lactancia materna. Son grupos abiertos a nuevas participantes y están dirigidos por una o más consejeras con más experiencia. Son mujeres ayudando a mujeres.

¿Por qué son necesarios los GALM?

En nuestra cultura, muchas mujeres jamás han visto un bebé tomando el pecho. Cuando una mujer desea amamantar a su propio bebé, gran parte del éxito depende de un proceso de aprendizaje. Una lactancia exitosa está sujeta a una información y apoyo adecuados.

La aparición de las leches artificiales y su uso generalizado desde mediados del siglo XX, junto con los cambios en la estructura de las familias, en los estilos de vida de nuestra sociedad y la incorporación de la mujer al trabajo, han propiciado que exista una actitud negativa hacia la LM y que el sistema tradicional de transmisión de la cultura de la LM de generación en generación se haya perdido. En este contexto, los GALM llenan el vacío existente y realizan una importante función de forma complementaria, no sustitutiva, a la que realiza el sistema de salud.

Tanto es así que la Iniciativa Hospital Amigo de los Niños (IHAN) de OMS/UNICEF señala en el último de los "Diez pasos hacia una feliz lactancia natural" la importancia de fomentar el establecimiento de grupos de apoyo a la lactancia materna y procurar que las madres se pongan en contacto con ellos a su salida del hospital.

¿QUÉ AYUDA PROPORCIONA UN GALM?

Todo el mundo sabe que la lactancia materna es lo mejor para la madre y el niño y que cualquier mujer necesita mucha ayuda tras el parto. No pocas veces la lactancia no resulta fácil para una madre primeriza que tiene que aprender a llevar a la práctica lo que quizás nadie le ha enseñado.

Pero en ocasiones, en la ignorancia y la desesperación de ese intento de ayudar a la nueva madre, ocurre que se le arrebata aquello que solo puede hacer una madre, dar el pecho, como si la única ayuda que pudiese recibir fuese el que alimenten a su hijo por ella.

Los grupos

Los grupos de apoyo a la lactancia son encuentros donde embarazadas y mamás que están amamantando se reúnen con el fin de compartir experiencias, apoyo e información actualizada sobre lactancia materna.

Todas aprenden de todas intercambiando conocimientos y reflexionando sobre su propia experiencia, erradicando mitos, resolviendo dificultades y haciendo énfasis en los beneficios que la lactancia trae para la mamá y el bebé o niño.

El objetivo del GALM (Grupo de Apoyo a la Lactancia Materna) es apoyar la lactancia materna y proporcionar los conocimientos técnicos y prácticos que son necesarios para lograr una lactancia exitosa.

El grupo brinda un importante apoyo emocional a las mujeres, dándoles confianza en su capacidad de amamantar y creando vínculos con otras madres.

La Iniciativa Hospital Amigo de los Niños (IHAN) de OMS/UNICEF señala en el último de los "Diez pasos hacia una feliz lactancia natural" la importancia de fomentar el "establecimiento de grupos de apoyo a la lactancia materna y procurar que las madres se pongan en contacto con ellos a su salida del hospital."

¿DÓNDE? En San José: estudio de Albana Francou, Mitre 954.
En Colón: espacio Amma. Lima 268.

¿CUÁNDO? En San José todos los últimos viernes de cada mes a las 17.30hs
En Colón, los segundos sábados del mes a las 10hs.
Los encuentros tienen una duración de una hora y media a 2 horas.

¿PARA QUIÉNES? El grupo es completamente abierto y gratuito. Está dirigido a embarazadas y mamás. Pueden venir con sus bebés y niños, también con una amiga, mamá o pareja. Se puede traer mate!

CONTACTO: Paula (coordinadora del grupo, asesora de lactancia) tel:03447-15-402291
Facebook: "Lactancia Materna - GALM Colón"
Blog: https://lactanciamaternacolon.wordpress.com/
Los cupos son limitados, por lo que es importante confirmar asistencia.
Beneficios de la lactancia materna
La OMS afirma que la lactancia materna reduce la mortalidad infantil y tiene beneficios que llegan hasta la edad adulta.

Se recomienda la lactancia materna exclusiva durante los seis primeros meses de vida y a partir de entonces su refuerzo con alimentos complementarios al menos hasta los dos años.

Para que las madres puedan practicar el amamantamiento exclusivo durante los seis primeros meses, la OMS y el UNICEF recomiendan:

• Iniciar el amamantamiento durante la primera hora de vida;

• Practicar el amamantamiento exclusivo, es decir, dar al bebé únicamente leche materna, sin otros alimentos
o bebidas, ni siquiera agua;

• Dar el pecho cuando el niño lo reclame, ya sea de día o de noche;

• No utilizar biberones, tetinas o chupetes.

• La leche materna es el primer alimento natural de los niños, proporciona toda la energía y los nutrientes que necesitan durante sus primeros meses de vida y sigue aportándoles al menos la mitad de sus necesidades nutricionales durante la segunda mitad del primer año y hasta un tercio durante el segundo año de vida.

• La leche materna promueve el desarrollo sensorial y cognitivo, además de proteger al bebé de enfermedades infecciosas y crónicas.

• La lactancia natural exclusiva reduce la mortalidad infantil por enfermedades de la infancia, como la diarrea o la neumonía, y favorece un pronto restablecimiento en caso de enfermedad.

• La lactancia natural contribuye a la salud y el bienestar de la madre

• Ayuda a espaciar los embarazos

• Disminuye el riesgo de cáncer ovárico y mamario

• Incrementa los recursos de la familia y el país

• Es una forma segura de alimentación y resulta inocua para el medio ambiente.

¡Comentá esta nota!

Para escribir un comentario, antes deberás seleccionar una identidad.

[X]

* 600 caracteres disponibles

Comentarios

El comentario no será publicado ya que no encuadra dentro de las normas de participación de publicación preestablecidas.