Columnistas Ver todas las columnas

A cada santo una vela

¿Cuánto dinero de los entrerrianos se ha gastado en la campaña electoral? Sería bueno saberlo porque la Provincia afronta serias dificultades financieras, reveladas por episodios cotidianos.

La semana anterior, una discreta licitación de letras de Tesorería 2015 por 130 millones de pesos despertó curiosidad. No ha sido la más voluminosa, pero este año se estaba hablando menos que en 2014 respecto de esa operatoria, que es legal -valga la aclaración en un ambiente de frecuentes sospechas-, pero que de todos modos delata necesidades financieras. Al Estado no le alcanza la plata. Así de simple y grave a la vez. De otro modo no hay razón alguna para salir a buscar fondos en el mercado financiero, pagando intereses como cualquier hijo de vecino.

Quien siga los informes mensuales del organismo recaudador ATER, advertirá que los ingresos estatales aumentan mes a mes. Si pese a todo falta plata, es muy fácil deducir que se gasta más de la cuenta. Clarito. Verdad de Perogrullo.

Mediante la colocación de letras de Tesorería, el Estado consigue algún dinero, pero por consiguiente su deuda crece. Siempre merece atención el endeudamiento. Que esto suceda en vísperas electorales, inquieta. Primero, se barrunta que las deudas aumentan a raíz de la campaña, el proselitismo oficial y el exceso de gastos, prebendas o arreglos que el momento mismo demanda. En segundo lugar se presume el crecimiento de la irresponsabilidad: "que pague el que sigue".

Cualquiera de esas variantes trasunta el diagnóstico de una democracia enferma. Ppero ese ya es otro asunto.

Un problema de todos

Poco más de un año atrás se planteó una preocupación similar. Fuentes oficiales trataron entonces de aclarar que las letras "no implican endeudamiento", porque se trata de obligaciones de corto plazo. Parece que en el juego del mercado financiero esa es la forma de facilitar la negociación. En poco tiempo se paga. Si no hay dinero se firman nuevas letras para cubrir las anteriores. Así está ocurriendo en Entre Ríos desde 2012.

Si esto no es endeudamiento, habrá que buscarle otro nombre, porque aquí y en Marte es plata prestada. Por lo menos se trata de una cadena. O una bicicleta, como se dice en el bar. Una bicicleta del Estado, aunque suene a extravagancia.

Inocente o no, la bicicleta ya está sumando más de mil millones de pesos, sólo por lo que va de este año y nada más que en letras 2015. Hay otras deudas, desde luego, de las que poco se habla. Sería interesante conocerlas.

El reciente ingreso a la Legislatura (esta semana) del proyecto de presupuesto provincial 2016, es una buena oportunidad para procurar información acerca de este asunto. Nos atañe a todos.

Atreverse alguna vez

Que es asunto de todos conviene recordárselo al gobernador, los candidatos y los funcionarios. Es plata nuestra. De los provincianos que aquí vivimos, sosteniendo ambiciones y piruetas de terceros. No parece descabellado exigirle a quien le corresponda, la mayor honestidad, transparencia y sinceridad acerca de estos asuntos.

Por lo pronto, sería bueno saber dónde quedaron los proyectos de corrección de la ley de coparticipación federal de impuestos. La Constitución de 1994 estableció el plazo de dos años para adecuar la ley a las exigencias y necesidades actuales de las provincias. Han pasado 21 años y nadie ha movido una pluma. Están violando la Constitución.

Ese sería el punto inicial para proyectar la recuperación financiera de los estados provinciales. Los gobernadores actuales no se atrevieron nunca a impulsar la idea, por temor al pataleo presidencial. Habrá que ver como sigue la historia después del 10 de diciembre.

De manera primordial habrá que saber cuánto debemos. La deuda entrerriana se calcula en unos 12.000 millones de pesos. A cada santo una vela. Habrá que revisar las cuentas, porque se trata de cifras no oficiales. Ahora que el proyecto de presupuesto llegó a la Legislatura, es posible intentar un mejor conocimiento del tema. ¿Alguien lo hará?

¡Comentá esta nota!

Para escribir un comentario, antes deberás seleccionar una identidad.

[X]

* 600 caracteres disponibles

Comentarios

El comentario no será publicado ya que no encuadra dentro de las normas de participación de publicación preestablecidas.