El secretario de Jubilados de Agmer expresó su indignación por el anuncio del gobernador sobre la entrega a jubilados de un adicional menor al de los activos. "El monto sigue siendo discriminatorio para el sector", remarcó.
El anuncio del gobierno de otorgar a los jubilados un pago extraordinario especial en dos cuotas de 600 pesos, “reconoció la discriminación que originó abonar 1.000 pesos a los activos; mostró la justicia del reclamo de jubilados y pensionados en unidad con los activos, demostró la entereza con la que los paritarios planteamos el tema, y reafirmó que la lucha de los que se manifestaron rindió frutos”, confirmó a AIM el secretario de Jubilados de la Asociación Gremial del Magisterio de Entre Ríos (Agmer), Roque Santana. “Seiscientos pesos no es el 82 por ciento de 1.000”, destacó.

En diálogo con AIM, Santana ratificó que “la lucha en la calle dio sus frutos; prueba de ello fue el acampe que se realizó en la explanada de Casa de Gobierno antes de la reunión técnica de la Paritaria Salarial Docente”.

Además, el sindicalista afirmó que “las necesidades de mantención, de afrontar la vida diaria y con una inflación evidente, no es sólo es un problema para los activos, sino para todo el mundo”.

Monto en negro e insuficiente

Párrafo aparte dedicó Santana al monto que otorgó el gobierno, 1.000 pesos para activos y 600 para jubilados: “siguen siendo en negro, más que insuficientes y un paliativo para muy poco. Todos somos conscientes del encarecimiento del costo de vida en los últimos meses”.

-¿Qué opinan los jubilados y pasivos de percibir 600 pesos y no 1.000, como los activos?

-Como secretario de Jubilados de Agmer CDC, no puedo contestar por el conjunto de jubilados y pensionados, pero sí diré que ayer estuvimos reunidos en la Federación de Jubilados con autoridades de la entidad, e integrantes de las mesas locales de ATE. En ese encuentro avanzamos en unir fuerzas, en dar forma a una marcha provincial de jubilados y pensionados que convocará a todas las entidades, ya que fue mucha la discriminación que sufrió el sector. Acordamos que el bono de 1.000 pesos rompe el trato igualitario a los trabajadores jubilados.

600 pesos no es el 82 por ciento de 1.000

Sobre la opinión de jubilados y pensionados ante el anuncio del gobierno, “lo sondearemos en cada entidad. Lo que puedo decir es que 600 pesos no es el 82 por ciento de 1.000 pesos; que cuando en 2010 se otorgó una suma extraordinaria de 500 pesos, fue para activos y jubilados. En ese sentido, el monto sigue siendo discriminatorio para el sector, ya que para los activos fue de 1.000 pesos y a los jubilados sólo les corresponden 600”.

-¿Se hará un planteo sobre este tema en la paritaria salarial?

-Mientras sea el mandato del congreso y de las asambleas, Agmer reiterará que debe haber un aumento significativo y real para lograr una recuperación de poder adquisitivo, en blanco y retroactivo a enero. Esto quiere decir montos constitucionales que lleguen a los jubilados y pensionados y que financien el sistema previsional y las obras sociales, el 23 por ciento no alcanza. Santana adelantó que se sí convierte en realidad un aumento para docentes del 23 por ciento, “está muy lejos de lo que sería una propuesta salarial aceptable y seria”.

Noticias Relacionadas

¡Enviá tu comentario!

Para escribir un comentario primero deberas seleccionar una identidad