Atención

Esta imágen puede herir
su sensibilidad

Ver foto

Compartir imagen

Agrandar imagen
El diputado entrerriano es parte de la nueva conducción nacional de la UCR. Pero se mostró más cauteloso que Cornejo, el presidente del partido, sea el líder de la oposición. Para Benedetti no se puede afirmar ni negar que Macri vaya a ocupar ese lugar.

El último candidato a gobernador por Cambiemos, Atilio Benedetti, es el único entrerriano en la nueva conducción nacional de la UCR, conformada este lunes por consenso, con el diputado Alfredo Cornejo reelecto en la presidencia y el gobernador de Jujuy, Gerardo Morales, ocupando la secretaría general del partido.
“Cuidar” la alianza
El oriundo de Villa Larroque coincidió en términos generales con los postulados de Cornejo para que la UCR lidere la oposición, pero puso especial acento en “cuidar” la alianza con el PRO. Y no dio por descartado a Mauricio Macri a la cabeza del espacio opositor.

El dirigente entrerriano se mostró conforme porque los radicales “hemos logrado resolver la presidencia de los bloques y del partido de manera razonable y equilibrada” y entusiasmado con lo que percibe como un “resurgir del radicalismo en la provincia y en la nación”.

-¿La UCR tiene que liderar Cambiemos, como plantea Cornejo?
-El liderazgo no se resuelve por decreto. Lo que comparto es que estamos ahora todos en el llano. Nosotros hicimos un gran aporte en el plano legislativo para apuntalar el gobierno de Macri, incluso en algunos momentos en que fuimos poco consultados. Lo hicimos por la responsabilidad de ser parte del gobierno y no estamos arrepentidos. Pero a partir de ahora empieza una etapa de más horizontabilidad y nosotros pretendemos desde la UCR tener una mayor relevancia en la decisión de políticas de Cambiemos.
Pero hay que hacerlo con una gran responsabilidad. Porque ese 40% de ciudadanos que nos confió su voto pretende que sigamos representándolo. Y eligieron Juntos por el Cambio, no una fuerza política en particular. Sí creemos que, por nuestra historia y nuestra organización política y por la voluntad que hay también, vamos a protagonizar de otro modo esta nueva etapa.

-No puede afirmarse entonces que Macri sea quien vaya a liderar la oposición.
-No puede decirse eso, como tampoco lo contrario. Se va a ver en los hechos. Tenemos que ser cuidadosos, porque más allá del fracaso económico que tuvimos, el ex presidente se va valorado por otras cosas. Es un dato de la realidad. Sí está claro que hay una voluntad de reposicionar a la UCR en el plano nacional y provincial. Es una coalición en formación y debemos dar un paso de calidad para mejorarla.

-De la institucionalización de Cambiemos se viene hablando desde que nació, pero nunca se avanzó ¿Por qué?
-La verdad es que el gobierno fue ejercido por el PRO, todo el gobierno lo llevó una fuerza política. Y eso complicó la institucionalización. Por eso creo que este es el mejor de los momentos para encontrar mecanismos para zanjar las diferencias. Hay cosas en las que no vamos a coincidir y no por eso tenemos que pensar que se va a romper la coalición.

-En los armados electorales de Ente Ríos usted ha ocupado un lugar central ¿Tiene alguna autocrítica para hacer respecto a lo que fue el último proceso interno, donde hubo una lista oficial y se le negó el pegado de boleta a otras listas?
-Creo que hay que dar oportunidad a todos. Hay que dejar perfectamente establecidos los mecanismos de participación de todos. Esto hay que armonizarlo entre las decisiones propias de un partido provincial que también es un partido nacional, porque tuvimos una posición en Entre Ríos y en Buenos Aires otra que había fijado la conducción nacional. Por eso es bueno que tengamos participación las provincias en la conducción nacional. Tuvimos también parte de la responsabilidad, por desinteligencias dentro de nuestra fuerza, en brindar oportunidad para que todos puedan participar en igualdad de condiciones.
Fuente: Página Política.

Enviá tu comentario