Atención

Esta imágen puede herir
su sensibilidad

Ver foto

Compartir imagen

Agrandar imagen
Un hombre de 41 años, condenado por abusar de una de sus hijas, fue denunciado por otra familiar directa por un hecho similar. El caso está siendo investigado por la Justicia de Paraná.

Por el primer hecho, fue sentenciado a 12 años de prisión por abuso sexual con acceso carnal de una menor y esperaba en libertad la confirmación de la condena. Mientras esto ocurría, la hermana de la primera víctima, con asesoramiento de la Dirección de Asistencia a la Víctima, este martes lo denunció por hechos similares.

Transitoriamente, se resolvió detenerlo en la Alcaidía de Tribunales.
El procedimiento
Personal dependiente de la Dirección de Investigaciones a cargo de Fabio Jurajuría procedió a dar cumplimiento al oficio del juzgado de Garantías a cargo de Mauricio Mayer, en el marco de una denuncia por abuso sexual con acceso carnal agravado por el vínculo.

El requerimiento judicial marcaba la búsqueda de elementos de interés para la investigación que lleva adelante la Unidad Fiscal de Violencia de género a cargo de Pablo Zoff, como también la detención del acusado de 41 años.

El procedimiento lo realizó personal de la División Trata de Personas y de Sustracción de Automotores en una casa ubicada en calle Necochea s/n de Paraná.

En la requisa se procedió al secuestro de un celular y una notebook, en tanto que el condenado por violación y ahora nuevamente denunciado por un abuso sexual gravemente ultrajante fue arrestado y derivado a la Alcaidía de Tribunales.
La imputación
Desde la fiscalía en turno se adelantó que el hombre de 41 años (no se informará el apellido por ser el mismo que las víctimas) será imputado del grave delito de Abuso sexual con acceso carnal agravado por el vínculo, por lo que luego de que sea indagado, se solicitará al juez de Garantías la prisión preventiva en la cárcel de Paraná por el término no menor a los 60 días.

Otro punto que se tratará de aclarar es el comportamiento de la madre de las víctimas, quién aparentemente no sabía nada de los abusos reiterados que sufrieron sus dos hijas en un prolongado tiempo.
Contención a la víctima
La dramática historia que se está ventilando en los tribunales, en parte fue aclarada en la primera parte de la causa que terminó con la condena del acusado de abusar de una hija menor. Tal vez ese proceso llevó a que la restante hermana, hoy de 20 años, se animara a contar lo que también a ella le sucedía con su padre.

Para ello llegó hasta la Dirección de Asistencia a la Víctima de la provincia en calle Victoria de Paraná. Allí fue contenida, asistida y asesorada, y por tener el conocimiento de la historia familiar es que se realizaron los trámites para avanzar con la denuncia correspondiente.

Este martes a la mañana se hizo la presentación judicial y en horas de la tarde ya se había dispuesto la búsqueda y detención del acusado.

En este sentido la directora del organismo provincial, Marcia López indicó que se realizó un trabajo pormenorizado “marcandole a la víctima los caminos a seguir ante semejante y grave caso informado”.

“La pusimos a disposición de la Justicia y esto llevó a que se tomaran rápidas medidas sobre el acusado que se encontraba en libertad esperando la confirmación de la pena de 12 años de prisión”, sentenció la funcionaria provincial.
Fuente: UNO Entre Ríos

Enviá tu comentario