Atención

Esta imágen puede herir
su sensibilidad

Ver foto

Compartir imagen

Agrandar imagen
Dueños de unidades fábricas de naturaleza familiar, Celeste Valenti, Federico Boglione y Eduardo Tonutti, titulares de Cremigal (Galarza), La Sibila (Nogoyá) y Lácteos Tonutti (Villa Libertador San Martín) respectivamente, han decidido sumar esfuerzos y apoyar el trabajo que está haciendo el Estado provincial para afrontar la difícil coyuntura social que configura la pandemia.

Así anunciaron al gobernador Gustavo Bordet las principales empresas. Y de esta forma informaron que donarán cinco toneladas de productos lácteos para que sean distribuidos por los canales habituales que tiene el Estado. Se trata de leche en polvo y quesos duros, que se producen en la provincia y servirán para la mesa de los entrerrianos.
Aporte
“El sector lácteo entrerriano viene peleando hace mucho tiempo contra los avatares del mercado, las propias dificultades de la provincia y las oscilaciones que tiene la economía, pero sin embargo trabajamos unidos para fortalecernos, y para eso nos comprometemos con toda la cadena, y con nuestros clientes, especialmente en el cuidado de nuestros tamberos y sus familias para tener una cadena segura en términos sanitarios. Esto nos permitió advertir inmediatamente la situación social que tiene la provincia a partir de la propagación del virus y decidimos hacer un aporte al Estado para que las empresas que producen lácteos entrerrianos puedan aportar a las familias de la provincia”, aseguró a Dos Florines Eduardo Tonutti, titular de la empresa ubicada en el departamento Diamante.

Según confirmó, La Sibila -empresa nacida en Rosario perteneciente a la familia Boglione, que tiene una planta moderna en la ciudad de Nogoyá- se comprometió a aportar 2.688 estuches de leche en polvo, lo que equivale a 2000 kilos de este producto. En el mismo sentido, Cremigal, la empresa también familiar que lidera la joven empresaria Celeste Valenti, no le fue en saga y se comprometió con 80 bolsas de 25 kilos de leche en polvo que suman otros 2.000 kilos para el aporte grupal.

Por su parte, Tonutti, que no tiene secado de leche y se especializa en todo tipo de quesos, aseguró que donará 335 hormas de quesos duros, que completan unos mil kilos del derivado.

De este modo, las tres empresas conformarán un paquete de cinco toneladas de productos para los sectores más vulnerables.

Al respecto, Celeste Valenti agradeció al sector por el apoyo en estos momentos difíciles y por mirar en forma sinérgica los problemas de la cadena ya que asegura que hay mucha preocupación por cuidar al personal en términos sanitarios, que no estén expuestos, y por eso se han tomado en nuestras empresas todas las medidas de seguridad a la hora del trabajo. “Sabemos que nuestro aporte no alcanzará, pero permitirá mejorar el apoyo que hace el Estado provincial en sus políticas de contención social en toda la provincia. Ojalá esta situación sanitaria se supere pronto entre todos y nosotros podamos seguir colaborando con nuestros productos”, aseguró la empresaria de Galarza.

A la hora de su percepción, Federico Boglione, aseguró que estos “son momentos en que lo primero que tenemos que hacer los empresarios es levantar la vista para ver dónde están los que más lo necesitan e intervenir allí en la medida de sus posibilidades. Atender a los más vulnerables, cuidar el empleo, y ser lo más eficiente posible para proyectar al sector lácteo a los principales mercados y al mundo para posicionar la provincia y generar divisas genuinas para el desarrollo, es una regla que no debemos olvidar”, precisó.
Fuente: Dos Florines

Enviá tu comentario